2 may. 2009


Muchos nos enroscamos buscandole el sentido a la vida; no sé.. creo que en estos años me pude dar cuenta que no tiene un sentido concreto, a ese sentido se lo das vos mismo. Tal vez tu vida gira en torno al amor, el verdadero: el que no está a la vuelta de la esquina, o simplemente en encontrar lo que buscamos constantemente, en ser felices, superar miedos, cumplir sueños, llegar a la meta.
Miles, miles y millones de vueltas puede dar tu vida, pero es asi no hay principio ni tampoco fin, todo vuelve, nada se termina, solamente sufre una pequeña transformación, sin ir más lejos: el amor no se acaba, se transforma; puede llegar a ser odio, amistad, cariño y miles de sentimientos subordinados a los que tan poca importancia les damos. O por ejemplo la vida, ella no se acaba solamente se convierte en muerte; está bien reconozco que todo esto es una mirada positiva a las cosas que se "terminan" pero es la realidad, o sino ¿Qué vemos? ¿Qué esperanzas nos quedan para el por venir? ¿Qué esperamos? ¿Qué buscamos? ¿A dónde vamos? ¿Qué queremos? Y haciendoles esas preguntas podría estar toda una noche pero ¿saben qué? no tengo tiempo, acabo de encontrar el propio sentido de mi vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario